Steak Burger

Escrito el 04 de noviembre de 2019 por .

Toca hablar de Steak Burger, una de las cadenas hamburgueseras que más tiempo lleva por Madrid. Desde 2011, ni más ni menos. Hamburguesas que siempre sin levantar mucho la voz se han convertido en opciones seguras para cenas céntricas. No son los que más ruido han hecho, pero a lo tonto tienen seis locales en el centro de la ciudad. Todos en puntos perfectos para que sea la cena antes de salir, no será casualidad. Pero en todos es recomendable reservar, para ir a lo seguro. Steak Burger está, en concreto, en las calles:

Steak Burger

Nosotros visitamos su local de la Calle Luchana, con un buen número de mesas, y todas ocupadas a nuestra llegada. Lo que te encuentras al entrar: un servicio atento que hace lo posible por acomodarte o por que tu espera no se alargue. Es un local grande, moderno, industrialmente sencillo, de dos plantas y lleno de mesas de todo tipo: redondas, tradicionales, altas o mesitas bajas. Éstas últimas, si te atreves, te puedes comer una hamburguesa tirado cómodamente en un sofá.

Steak Burger (2)

Tras estos «rodeos», lo importante: la comida. Aquí mandan las hamburguesas. Combinaciones de aire gourmet que se rodean en la carta en sandwiches, ensaladas, carnes a la parrilla, postres y entrantes varios. En los entrantes, entre 6 y 10 euros y suficientes para que calienten cuatro personas. Tienes aros de cebolla, tiras de pollo, alitas o nachos, los que elegimos.

Steak Burger (4)

Las hamburguesas, como decimos, presumen de gourmet. No sé si lo son, pero no es que les haga falta. Son, sencillamente, buenas hamburguesas, están ricas y te van a gustar. No es poca cosa. De buey o de ternera, carnes sabrosas y jugosas de reses criadas en Colmenar del Arroyo. Las hamburguesas las tienes de 160, 250, 320 y 500 gramos. Todo depende de tu hambre, porque los precios van de los 10,90 a los 19 euros por hamburguesa. Eliges tu pan (mollete o americano) y tu guarnición (la opción buena son las patatas fritas, con un cesto interesante en tamaño). El punto de la carne, eso sí, tienen que precisarlo mejor.

Steak Burger (5)

¿Cuáles os recomendamos? Pues de entre sus más de 15 variedades, desde las más tradicionales a las más arriesgadas, nosotros probamos cuatro. Todas geniales. Por la mesa desfilaron la Pampa, la Boletus, la Jacks y la Mountain. Todas en versión 160 gramos, lo que Steak Burger llama «ser tímido». Y muy buenas. Los panes aguantaban y las salsas no abrumaban, que no siempre es el caso. Quizás algunos ingredientes podrían haber tenido más presencia, pero el conjunto aprueba de sobra, y contenta el gusto.

Steak Burger (1)

Si has llegado hasta aquí querrás rematar la faena, y compartir un postre es lo mejor. Los dos que probamos nos sorprendieron por su generoso tamaño y por su rico sabor. Tenéis que pedir el apple crumble con helado de vainilla y el carrot cake. Por 5 euros acabarás aún más contento.