El Bund, auténtica comida china en Madrid

Escrito el 21 de julio de 2021 por .

El Bund es un nombre que para los apasionados de la variada gastronomía china en Madrid es bien conocido. Si no lo es no eres verdadero apasionado. Pero para un amplio público madrileño El Bund es un completo desconocido. Muchas y muchos no saben que en este restaurante, en El Bund, puedes disfrutar de la versión real de la comida china a un nivel de calidad que asombra. De una versión más real al menos, porque algo «controlada» está. Pero es verdadera, nada de arroz tres delicias y pollo con almendras. Quienes han comido en China atestiguan que se acerca mucho a lo que allí probaron.

El Bund

Escondido entre las urbanizaciones y casoplones de la Calle de Arturo Soria se encuentra El Bund. El enorme local, con una increíble terraza, refrescante y amplia, está en la Calle de Arturo Baldasano 22. En realidad, tres terrazas amplias y frescas, más salones, reservados. El Bund es enorme, pero eso no quita para que siempre esté rozando el lleno, lo que hace imprescindible reservar para asegurar, sobre todo en fin de semana. Y también es calmado y nada estresante, todo muy feng shui bien trabajado, no sólo por decorar. Aplicando sus normas para que la influencia positiva del espacio nos acompañe en el disfrute de su gastronomía china. El Bund, por cierto, es el barrio del malecón de Shanghai.

El Bund

La comida china de El Bund

Cuando nos decidimos a ir a El Bund, en la consulta previa de su carta vimos que ésta era una carta bien abundante. Hay muchas opciones, y muchas de ellas son muy novedosas para nuestros paladares. Te puedes perder un poco mirando opciones vegetales, de carnes, de marisco y de pescados. Porque hay mucho pescado en la comida china de El Bund. Algo que es poco habitual en los restaurantes de comida china occidentalizados, pero que si es muy tradicional en la gastronomía china real.

Ante su carta, si es tu primera vez, las opciones son varias. Pedir a lo loco y al tuntún. Dejarte aconsejar por los camareros, que por cierto son atentos y amables, genial el servicio. O pedir uno de sus menús degustación, que los tienen para 2, 4 o 6 personas. Estos menús vienen con un poco de todo, para que pruebes una variedad de sabores y en tu próxima visita ya puedas ir «nadando sólo». Entrantes fríos, dim sum, platos principales, guarniciones y postre. Eramos 4 así que optamos por ese menú degustación de 38 euros por persona (bebida no incluída, ojo, un pero grande ahí). Acabas muy lleno y muy feliz con lo que has probado.

Si eliges este menú degustación empiezas tu sesión de comida china en El Bund con unos entrantes fríos. Ensalada de setas con cebolla, Berenjena sichuanesa y bacalao ahumado al estilo shangainés. La berenjena nos pareció lo mejor dentro de que son unos entrantes de la casa para ir abriendo el apetito.

El Bund
Ensalada de setas con cebolla.
El Bund
Berenjena sichuanesa.
bacalao ahumado al estilo shangainés.

Después llegan a la mesa el dim sum: Jiaozi de gambas con tobiko y el Jiaozi de cerdo ibérico con setas a la plancha. El segundo realmente muy bueno, queda apuntado.

El Bund
Jiaozi de gambas con tobiko.
El Bund
Jiaozi de cerdo ibérico con setas a la plancha.

Después entras en materia: los cuatro principales que están riquísimos. Primero dos de pescado y marisco. Una lubina entera sobre fideos de arroz con salsa de ajo. Es enorme y está muy rica. Sobre otra cama de fideos de arroz llegan unos gambones al ajillo que es una pena que sólo venga uno por persona.

El Bund
Lubina con salsa de ajo.
El Bund
Gambones al ajillo.

Después, cuando parece que estás lleno de comida china te vienen los principales de carne. Por un lado te llega un rollo de cerdo imperial que te hacen en el momento (como con el pato laqueado) y que hay que definir como tremendo. Y para terminar, llega una enorme fuente preside un Asado de pierna de cordero de Mongolia que es una verdadera delicia. Las guarniciones llegan también aquí: Arroz frito al estilo cantonés y Fideos.

El Bund
Cerdo imperial.
El Bund
Asado de pierna de cordero de Mongolia.

Y luego el postre: tiramisú, brownie, tarta de queso, helado de té verde (muy rico).

El Bund
Helado de té verde.
El Bund
Brownie con helado de vainilla.