Ciclovía de Vicálvaro: una buena idea, una mala organización

Escrito el Martes 02 de febrero de 2016 por .
ciclovia (1)

Los ciudadanos parando a los coches ante la falta de señalización en la ciclovía.

El pasado domingo estuve corriendo por mi barrio, Vicálvaro, y sin quererlo acabé metido en la Ciclovía de la Gran Vía del Este. Estas ciclovías son uno de los proyectos estrella de la nueva corporación municipal. Una idea que quiere devolver las calles a los ciudadanos, aunque sea una rato por los domingos. Y la idea, que nació como parte de la Semana de la Movilidad en septiembre, ha calado en el barrio.

ciclovia (2)

Cuando se avisó a la policía así, y ahí, se señalizó el corte de la calle.

La Ciclovía de Vicálvaro está situada en el barrio de Valderribas, en la calle Gran Vía del Este entre las rotondas de las avenidas de la Aurora Boreal y de las Comunidades. Un tramo de 700 metros que cada domingo se cierra al tráfico rodado de 10 de la mañana a 4 de la tarde. 6 horas en las que vicalvareños de todas las edades toman el asfalto para disfrutarlo a su gusto. Se ven corredores yendo y viniendo, niños patinando o aprendiendo a montar en bici, parejas de paseo y, en definitiva, gente disfrutando.

ciclovia (3)

¿Una valla para protegerlos a todos?

Pero esta buena idea tiene una mala organización. Principalmente en cuanto a su señalización. Cuando llegué a la ciclovía, más de dos horas después de su apertura, únicamente había una valla para cerrar el paso de sus dos entradas. Una valla junto a la que se situaba un coche de policía. Una valla que, además, estaba pasada la rotonda, con lo que los coches que no conocían el corte tenían que volver marcha atrás a la rotonda, con cierto peligro.

ciclovia

El plano oficial, con una ciclovía equivocada, no ayuda.

Una valla para dos entradas. Eso quiere decir que una de las entradas no estaba protegida y los coches entraban por ella sin control ninguno, a pesar del cartel que señalizaba el corte. Coches que entraban en una zona plagada de niños que jugaban sin preocupaciones. ¿Qué pasó? Que la gente tuvo que ponerse a evitar que esto se repitiera, hasta que la policía apareció.

“¿Por qué no ponéis vallas?”, preguntó un señor.

“Porque la Junta de Distrito no nos las suministra. Las daba al principio pero ahora ya no, y nuestra jefa tampoco quiere hacer ya nada”, respondieron los agentes.

Una falta de señalización que, además, provocaba que los niños salieran de la ciclovía y entraran sin control en las rotondas con tráfico normal. Vi el caso de un niño que entro en la rotonda y que tuvo que parar asustado en un arcén cuando vio que los coches le pasaban al lado a más velocidad. ¿Por qué ese niño estaba ahí? Porque en ningún lugar se señalizaba dónde terminaba esa ciclovía. El plano oficial, además, está equivocado e incluye las rotondas en la ciclovía, cuando no es así.

ciclovia (5)

Por aquí los niños se metían en la rotonda. Cero avisos o señalizaciones.

Una mala organización que consigue ensombrecer una de las mejores ideas de ocio que hemos tenido en Vicálvaro en mucho tiempo. Dos organismos públicos, Policía Municipal y Junta de Distrito, que no se coordinan. Un problema que es tan sencillo como pararse a pensar dos minutos que si vas a cortar una calle habrá que señalizarlo bien, y si haces un plano tendrá que mostrar la realidad. No creo que conseguir cuatro vallas y ponerlas en las entradas y salidas sea tan complicado. ¿Es trabajo de la policía hacerlo? No lo sé, no creo, pero lo que está claro es que alguien tendrá que hacerlo. O tendremos un día un disgusto.

ciclovia (4)